YA ESTÁ BIEN, NI UNA SOLA MUJER MÁS... NO A LA VIOLENCIA DE GÉNERO

LA VIOLENCIA DOMÉSTICA
DEFINICIÓN:
Por violencia doméstica podemos entender aquellas conductas agresivas que ejercen sobre los miembros más débiles de un grupo familiar otros miembros de este mismo grupo, especialmente las que se ejercen sobre la mujer.
Se incluyen también la producidas con posterioridad a la ruptura de una relación familiar o de convivencia.
Contra estas frecuentes agresiones, dirigidas mayoritariamente contra la mujer, se impone la necesidad de una actuación multidisciplinária (sanitaria, social, judicial y policial) que actúen contra todos los factores que influyen en estos comportamientos agresivos.
Todos y cada uno de los agentes sociales y administrativos antes mencionados, los cuales han de intervenir en esta problemática dentro del ámbito de sus competencias, han de unir sus esfuerzos de una manera conjunta para dar una respuesta unívoca.